La forma de mantenerse joven mentalmente, es no dejar
de jugar.Con independencia de la edad, debemos vivir como
si estuviéramos poniendo a prueba el mundo, es decir,
seguir siendo niños. Cuando observamos a grandes artístas
como Matisse, Picaso, Miró, entendemos, que en esencia
continuaron haciendo lo mismo, que en su infancia:jugar
divertirse, marcarse nuevos retos.

Mantener la ilusión cada día y no renunciar a los valores
de la infancia, es el elixir de la juventud. También para
el cerebro, pues en cuanto empiezas a pensar como una
persona mayor,ya has perdido la batalla. Por eso es bueno, que
los abuelos estén cerca de sus nietos y les vean jugar e imaginar.
” Los niños, son nuestros mejores maestros”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí